***
Martes, Octubre 24, 2017
   
Tamaño de Texto
ImprimirE-mail

PROYECTO DE REGLAMENTO AMBIENTAL PARA EL DESARROLLO DE LA ACTIVIDAD TURÍSTICA

Con la finalidad de consolidar la política ambiental del sector turismo y darle mayor jerarquía a la norma que la aprueba, existe una iniciativa destinada a elaborar el reglamento ambiental para el desarrollo de la actividad turística, cuyo objetivo es promover y regular la adecuada gestión ambiental de los prestadores de servicios turísticos y de las actividades que se desarrollen bajo el ámbito del sector turismo, estableciendo un marco jurídico de carácter integral orientado hacia el turismo sostenible.

El proyecto de reglamento establece que el MINCETUR es la autoridad competente en los asuntos relacionados con las actividades turísticas, sin dejar de lado, claro está, las competencias correspondientes a los gobiernos regionales y locales. En ese sentido, establece que son los gobiernos regionales, a través de su órgano competente, los encargados de verificar el cumplimiento de las normas de medio ambiente y preservación de recursos naturales de las regiones.

Con la finalidad de cumplir y tener presente el principio de coordinación enmarcado en el derecho administrativo, así como el carácter transectorial de la gestión ambiental, el MINCETUR deberá coordinar, en el ejercicio de sus funciones, con las demás entidades con competencia ambiental en aquellos asuntos que se relacionen con la actividad turística. De ese modo, deberá efectuar trabajos conjuntamente con el Ministerio del Ambiente, en su calidad de autoridad ambiental nacional y ente rector del Sistema Nacional de Gestión Ambiental; con las demás autoridades competentes en materia ambiental en los ámbitos nacional, regional y local; y con el sector privado de la sociedad civil.

De otro lado, el proyecto de reglamento otorga la facultad al MINCETUR de evaluar y aprobar las evaluaciones ambientales preliminares (EVAP), los términos de referencia, las declaraciones de impacto ambiental (DIA), los estudios de impacto ambiental (EIA), los diagnósticos ambientales preliminares (DAP) y los programas de adecuación y manejo ambiental (PAMA).

Leyendo el proyecto de reglamento, es posible notar que este se centra en el procedimiento que deben seguir los titulares de actividades turísticas para poder ejecutar sus proyectos o actividades respetando los criterios ambientales. Por ello, establece cuáles son las responsabilidades y obligaciones de los titulares de los proyectos o actividades que se encuentran bajo el ámbito del sector turismo.

Asimismo, dispone cuáles proyectos o actividades se encuentran sujetos a evaluación ambiental y, por tanto, necesitan de una certificación ambiental (enmarcada en las categorías del SEIA), en el caso de nuevas actividades, y de la elaboración de un PAMA (de categorías I y II), en el caso de actividades en curso. A saber los siguientes:

a. Establecimientos de hospedaje, restaurantes y las obras y construcciones, infraestructura, instalaciones y equipamientos para usos turísticos o vinculados a un proyecto turístico que se construyan, realicen o instalen en las áreas y/o zonas que se indican a continuación:

• Áreas circundantes, de influencia y/o de amortiguamiento, de los bienes culturales inmuebles prehispánicos, que constituyen patrimonio de la nación.
• Ambientes urbano-monumentales, zonas monumentales o centros históricos, y sus áreas de entorno y/o de protección paisajística.
• Áreas naturales protegidas y sus zonas de amortiguamiento.
• En bosques, específicamente en las concesiones para ecoturismo y en las concesiones para conservación.
• Terrenos ribereños del mar, lagos y ríos.
• Mar, ríos y lagos.

b. Establecimientos de hospedaje y restaurantes en bienes inmuebles del patrimonio cultural virreinal o republicano o sus áreas circundantes o de amortiguamiento.

c. Explotación de fuentes de agua minero medicinales con fines turísticos, incluyendo los establecimientos de hospedaje y
restaurantes y/o instalaciones, construcciones u obras dentro del área de la concesión.

Tanto en los procedimientos para otorgar la certificación ambiental para nuevas actividades, como en la aprobación del PAMA en las actividades en curso, la autoridad encargada, entiéndase el MINCETUR, podrá solicitar opinión a otras autoridades respecto de los temas relacionados con la eventual ejecución del proyecto de inversión. El plazo máximo para emitir opinión es de 15 días hábiles para los DIA y PAMA de categoría I, y de 20 días hábiles para los EIA y PAMA de categoría II. De no pronunciarse en los plazos señalados, se entenderá que dichas autoridades no tienen observación alguna.

Es importante mencionar el capitulo del proyecto de reglamento referido a la participación ciudadana. En él se establece que toda información ambiental de la que disponga el MINCETUR es de carácter público y está sujeta a los mecanismos de acceso a la información pública, salvo las excepciones establecidas por la normatividad. Asimismo, señala las siguientes modalidades de participación ciudadana:

a. Opinión sobre proyectos de normas prepublicados.
b. Encuestas o entrevistas.
c. Talleres informativos.
d. Audiencias públicas.
e. Difusión a través de medios de comunicación escrita, televisiva o radial.
f. Otras que disponga la autoridad competente.

En cuanto a la participación ciudadana en el proceso de elaboración de los EIA y de los PAMA categoría II, estos deberán contar con un plan de participación ciudadana previamente aprobado y, su ejecución estará a cargo del titular del proyecto o actividad, el cual deberá documentar todas las actividades realizadas para involucrar y/o consultar a la población.

Finalmente, en cuanto al desempeño ambiental, el titular del proyecto o actividad deberá presentar anualmente un informe del desempeño ambiental correspondiente al ejercicio del año anterior, en el cual dará cuenta del cumplimiento de obligaciones establecidas en el instrumento de gestión aprobado por el MINCETUR. Dicho informe debe ser presentado al  gobierno de la región donde se ejecuta el proyecto de inversión. A su vez, los gobiernos regionales que hayan recibido informes de desempeño ambiental deberán remitir al MINCETUR un informe respecto del desempeño ambiental de los titulares de proyectos o actividades de inversión que se encuentren bajo su jurisdicción.

Con la información proporcionada por los gobiernos regionales, el MINCETUR deberá elaborar cada 5 años un diagnóstico ambiental de las actividades turísticas en el ámbito nacional.

Visítanos también en:


logominam

spda
 biopirateria
 actualidadambiental
 iniciativa
 legislacion
 legislacionforestal

dizi izle büro mobilyaları by1by.com
canakkale