***
Lunes, Octubre 23, 2017
   
Tamaño de Texto
ImprimirE-mail

ESTUDIOS AMBIENTALES PARA LA EXPLORACIÓN MINERA

El reglamento ambiental para las actividades de exploración minera responsabiliza al titular de la actividad por las emisiones, vertimientos y disposición de residuos al medio ambiente, así como por la degradación del mismo o de sus componentes y por los impactos y efectos negativos que se produzcan como resultado de las actividades de exploración minera que realiza o haya realizado.

Para efectos de la aplicación del reglamento, las actividades de exploración minera se dividen en dos categorías.

a. Categoría I: comprende proyectos que impliquen cualquiera de los siguientes aspectos:

• Un máximo de veinte plataformas de perforación.
• Un área efectivamente disturbada menor a diez hectáreas considerando en conjunto dichas plataformas, trincheras,
instalaciones auxiliares y accesos.
• La construcción de túneles de hasta cincuenta metros de longitud, en conjunto.

Para esta categoría, el reglamento dispone que el titular debe someter a consideración del MEM una DIA.

La DIA debe incluir la información que se consigne como términos de referencia comunes para la categoría I, aprobados mediante resolución ministerial 167-2008-MEM-DM.

La aprobación de la DIA está sujeta a un procedimiento de aprobación automática, debiendo el titular de la misma, cumplir con todos los requisitos contenidos en el TUPA del MEM, así como en los términos de referencia comunes que apruebe dicha autoridad, caso contrario, se tendrá por no presentada. La DIA aprobada está sujeta a fiscalización posterior, de acuerdo a lo dispuesto en el artículo 32 de la ley 27444.

La DIA estará sujeta a un procedimiento de evaluación previa, en el caso de que los proyectos de exploración a ejecutar se localicen en ANP o en su ZdA, cuando la exploración tenga por objeto determinar la existencia de minerales radiactivos, y en otros casos especiales.

b. Categoría II: comprende proyectos que impliquen cualquiera de los siguientes aspectos:

• Más de veinte plataformas de perforación.
• Un área efectivamente disturbada mayor a diez hectáreas considerando en conjunto dichas plataformas, trincheras,
instalaciones auxiliares y accesos.
• La construcción de túneles de más de cincuenta metros de longitud.

Para esta categoría el reglamento dispone que el titular debe someter a consideración del MEM un EIA-sd.

El EIA-sd debe incluir la información que se consigne como términos de referencia comunes para la categoría II, aprobados mediante resolución ministerial 167-2008-MEM-DM. El EIA-sd para actividades de exploración minera está sujeto a un procedimiento de evaluación previa.

Los estudios ambientales establecidos para las actividades de exploración minera pueden ser elaborados por personal especialista en medio ambiente del propio titular o por cualquier entidad o profesionales especializados en la materia. En los estudios ambientales deberá consignarse el nombre completo, especialidad y colegiatura profesional de los profesionales que participaron en su elaboración.

Visítanos también en:


logominam

spda
 biopirateria
 actualidadambiental
 iniciativa
 legislacion
 legislacionforestal

dizi izle büro mobilyaları by1by.com
canakkale