***
Lunes, Noviembre 11, 2019
   
Tamaño de Texto
ImprimirE-mail

CLASIFICACIÓN DE LAS ESPECIES AMENAZADAS DE FLORA SILVESTRE

Con la finalidad de asegurar la conservación y supervivencia de las especies de flora y fauna del país, la legislación vigente ha establecido las siguientes nuevas categorías para clasificar a las especies amenazadas de flora y fauna silvestres del país:

a. Especie presuntamente extinta: una especie se considera presuntamente extinta cuando no existen reportes recientes de su presencia en su rango de distribución natural y existen serias dudas sobre su supervivencia.

b. Especie extinta en su hábitat natural: una especie se considera extinta en su hábitat natural cuando solo sobrevive en cautiverio o como población naturalizada completamente fuera de su rango de distribución natural.

c. Especie en peligro crítico: una especie está en peligro crítico cuando enfrenta un riesgo extremadamente alto de extinción en estado silvestre en el futuro inmediato.

d. Especie amenazada de extinción: una especie se considera amenazada de extinción cuando sin estar en peligro crítico, enfrenta un muy alto riesgo de desaparecer en estado silvestre en un futuro cercano.

e. Especie en situación vulnerable: una especie se encuentra en situación vulnerable cuando corre un alto riesgo de extinguirse en estado silvestre a mediano plazo o si los factores que determinan esta amenaza se incrementan o continúan afectando.

f. Especie de menor riesgo: una especie se considera de menor riesgo cuando, habiendo sido evaluada, no se encuentra en ninguna de las categorías anteriores ni en la categoría de información insuficiente. En esta categoría están incluidas las especies que son objeto de programas de conservación específicos y cuya interrupción resultaría una amenaza para las mismas en el corto plazo. También están incluidas las especies que se aproximan a la condición de vulnerabilidad, pero que no cumplen con todas las características necesarias para considerarse como tal.

g. Especie sin información suficiente: una especie se encuentra en esta categoría cuando la información disponible resulta insuficiente para hacer una evaluación, directa o indirecta, de su riesgo de extinción sobre la base de su distribución y/o condición de su población.

h. Especie no evaluada: una especie se considera como no evaluada cuando todavía no ha sido contrastada con los criterios de clasificación, pero requiere ser protegida de manera anticipada para así asegurar su conservación.

Indudablemente, las categorías de clasificación de flora y fauna silvestres vigentes brindan un mejor marco de protección para dichas especies, pues coinciden con las categorías establecidas por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), lo que facilita el control en el ámbito internacional.

Adicionalmente, cabe mencionar que la clasificación vigente de las especies amenazadas de flora silvestre aprobada en 1977 aún no se ha adecuado a esta nueva clasificación.

Visítanos también en:


logominam

spda
 biopirateria
 actualidadambiental
 iniciativa
 legislacion
 legislacionforestal

dizi izle büro mobilyaları by1by.com
canakkale